Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Repaso de Óscars, opinión personal 1ª Parte

Por Lourdes Lueiro

REPASO DE ÓSCARS – LOS ÚLTIMOS 22 AÑOS (DE 1990 A 2012) 1ª PARTE

Para la mayoría de los que trabajan en el mundillo del cine, su gran sueño es conseguir un Óscar, el premio más prestigioso que existe relacionado con el séptimo arte; esa estatuilla conlleva poder, consagración y un logro que no muchos son capaces de obtener. Así que vamos a hacer un repaso de los premios otorgados en los últimos 22 años, por supuesto mencionaré sólo los premios más relevantes, o en algún caso, si hay algo que llame la atención, y dejaré mi opinión en cada caso. Son opiniones personales, no todos pensamos igual, lo sé.

La ceremonia de los Óscar se celebra un año después al año del que pertenecen las películas nominadas, claro está; yo hablaré de los años propios de las películas, no del año en el que se celebra la ceremonia. Así cuando hablo del primer año, 1990, queda claro que la ceremonia se celebró en el 1991; el último año será el de los Óscar 2012, ya que los del 2013 aún no se produjeron (la gala será celebrada en 2014).

En 1990, la gran triunfadora fue sin duda, Bailando con lobos, llevándose 7 estatuillas a casa, protagonizada y dirigida por Kevin Costner, se llevaría por supuesto el premio a Mejor Película, llama la atención la gran calidad de la competencia, Uno de los nuestros, Ghost o El Padrino III competían con ella por el premio; lo más incomprensible es sobre todo que se quedase en el tintero Eduardo Manostijeras que ni siquiera consiguió la nominación, también Misery, Pretty Woman y La caza del octubre rojo son de ese mismo año. El premio al Mejor Director recae en el propio Costner por la mencionada película, compitiendo de este modo con dos grandes como son Scorsese y Coppola.

El Óscar a Mejor Actriz lo recogería la grandísima Kathy Bates por su inmejorable papel en Misery, desde luego acertadísimo este Óscar, espectacular Bates en el film, sus rivales son grandes damas de la escena como Julia Roberts (por su papel de la prostituta Vivian en Pretty Woman), la enormísima Meryl Streep, o Anjelica Huston. El premio a Mejor Actor recae en este caso en las manos del soberbio Jeremi Irons por Reversal of fortune, compitiendo con titanes de la escena como De Niro, Depardieu o el propio Coster, que en este caso se quedó sentado; echo de menos sin duda al maravilloso Johnny Deep en su papel de Edward, nunca entenderé porque esa nominación no llegó. Los premios al Mejor Actor y Mejor Actriz de reparto recaen en dos grandes estrellas, Joe Pesci por Uno de los nuestros, y Whoopi Goldberg por Ghost.

Bailando con lobos remataría su faena con los premios a la Mejor Fotografía, mejor Banda Sonora (otra vez la fantástica película de Tim Burton no estaba ni nominada, cuando para mí, es la mejor banda sonora de la historia), mejor Montaje, mejor Sonido y mejor Guión Adaptado.

repasooscars2

En 1991, la triunfadora sería la apabullante El silencio de los corderos con 5 premios de la Academia (además 5 premios de los importantes, la tercera y última en conseguirlos), realmente se merecía todo eso y más; se llevó el premio a Mejor Película (en este caso llama la atención que una de sus rivales fuese la mágica película de Disney La bella y la bestia, la primera vez que una película de animación se colaba en una nominación de tal calibre), el Óscar a Mejor Director lo recoge Jonathan Demme por la misma El silencio de los Corderos, también el Mejor Actor y la Mejor Actriz son para el mismo film, Anthony Hopkins y Jodie Foster son los encargados de recoger sus merecidísimos premios; están los dos realmente descomunales en el film, destacando a Hopkins, en para mí, el mejor y más difícil papel de la historia de cine, el sanguinario e intrigante Hannibal Lecter (tremenda la ovación del teatro al escuchar el nombre de Hopkins); y llevándose también El Silencio de los Corderos el Óscar a Mejor Guión Adaptado; la mejor Banda Sonora, al igual que la mejor Canción Original recae en La bella y la bestia” (estando nominada la bellísima Everything I do, I do it for you de Brian Adams para Robbin Hood); el gran fallo para mí en esta edición, está en la Mejor Actriz de Reparto dejando sin premio a la entrañable Jessica Tandy (la galardonada fue Mercedes Ruehl por El rey pescador) en la sobresaliente Tomates verdes fritos, película hermosísima que se merecía muchísimo más en esta ceremonia de los Óscar.

Una película que curiosamente ese año no se comió nada, ni siquiera una nominación fue la perturbadora El Cabo del Miedo, y otra que si estuvo nominada en varios apartados y que solo se llevó el mejor Guión Original fue Thelma y Louis.

En 1992, Sin Perdón sería el film clave, llevándose los premios a Mejor Película, y por supuesto Mejor Director (mi adoradísimo Clint Eastwood, no podía ser otro), el premio a Mejor Actriz es para Emma Thompson por Howards end y el de Mejor Actor para Al Pacino por Perfume de Mujer (era la octava vez que conseguía una nominación y esta vez por fin lo lograba, en medio de una fortísima ovación), rivalizando con algunos de los grandes como Denzel Washington, Robert Downey Jr. o el incansable Eastwood. El premio a Mejor Actriz de Reparto recae en Marisa Tomei por Mi primo Vinny (siempre habrá una leyenda urbana sobre este premio, y es que hay quien asegura que Jack Palance se equivocó al dar el nombre de la actriz, que en ese sobre ponía otro nombre; la realidad es que nunca se supo a ciencia cierta cómo ocurrieron los hechos, pero hay muchos que afirman que Tomei no se merecía el premio); y el premio al Mejor Actor de Reparto en Genne Hackman por Sin perdón. La triunfadora en la Banda Sonora y en la Mejor Canción Original es Aladdin, dejando por ejemplo a El Guardaespaldas sin premio. Este fue el año de películas como Drácula de Bram Stoker, Reservoir Dogs de Tarantino, Como agua para chocolate de Alfonso Arau, El último mohicano de Michael Man y Harald Reint, o Agunos hombres buenos de Rob Reiner; películas que se consagrarían con el paso de los años, pero que en la ceremonia no tendrían ningún éxito.

repasooscars3

En 1993; La lista de Schindler sería la gran vencedora, consiguiendo 7 premios de la Academia, logrando convencer como Mejor Película (En el nombre del padre, El piano o Lo que queda del día se quedan atrás), Mejor Director (Steven Spilberg), Mejor Guión Adaptado, Mejor fotografía, Mejor Banda Sonora, Mejor Dirección Artística y Mejor Montaje; Mejor Actriz protagonista Holly Hunter por El Piano, y Mejor Actor protagonista para Tom Hanks, por su tremendo personaje en Philadelphia, papelón el de Hanks (y maravilloso su discurso sobre la homosexualidad y el SIDA que dio en la ceremonia), a pesar de que luchaba con Lian Neeson, Anthony Hopkins y Daniel Day-Lewis, bien merecido tenía su premio; imperdonable el Óscar al Mejor Actor Secundario, fue a parar a manos de Tommy Lee Jones por El fugitivo, cuando competía con él un jovencísimo Leonardo Dicaprio que se comió la pantalla y nos deleitó probablemente con su mejor papel hasta el momento (y eso que son muchos y la mayoría excelentes) en la fascinante ¿A quién ama Gilbert Grape?, película tan infravalorada como maravillosa, bien merecía más nominaciones y, por supuesto, premios; el premio a la Mejor Actriz de Reparto recae en manos de una jovencísima Anna Paquin (tenía 11 años) por El Piano venciendo así a la gran favorita Winona Ryder por La edad de la Inocencia. Hay que destacar, con gran orgullo, que este año España fue también triunfadora, Belle Epoque de Fernando Trueba se lleva el Óscar a Mejor Película de habla no inglesa.

repasooscars4

1994 es el año de Forrest Gump (se lleva 6 estatuillas), y uno de los años que para mí, más errores cometería la Academia, el Óscar a Mejor Película se lo lleva la propia Forrest Gump, compitiendo con otras muy superiores como Cadena Perpetua o Pulp Fiction, pero con el tiempo estas injustas perdedoras, se convirtieron en dos nombres claves en la lista de mejores películas de la historia; la Mejor Dirección es también para Forrest y Robert Zemeckis, rivalizando con el siempre único Tarantino (si fuese hoy Tarantino saldría victorioso seguro); el premio a Mejor Actriz lo logra la estupenda Jessica Lange por su papel en Las cosas que no mueren nunca, y el Mejor Actor recae por segundo año consecutivo en Tom Hanks, merecido porque está fabuloso en el film de Zemeckis, pero tanto John Travolta (en Pulp Fiction) como Morgan Freeman (en Cadena Perpetua) lo hubiesen merecido del mismo modo. Mejor Actriz y Actor de Reparto para Diane Wiest en Balas sobre Brodway, y Martin Landaw por Ed Wood; parece increíble que ni siquiera estuviese nominado Tim Robbins por Cadena Perpetua; el Mejor Guión Original se lo lleva Pulp Fiction, y el Mejor Guión Adaptado de nuevo recae en Forrest Gump; para la tierna El Rey León es la Mejor Banda Sonora; y la Mejor Fotografía recae en Leyendas de pasión, película sumamente olvidada en estos premios, lástima porque es estupenda; este año fue también el de Entrevista con el vampiro que bajo mi punto de vista también podía competir con las mejores.

En 1995, es Braveheart la película que sale gloriosa, llevándose 5 premios de los 10 a los que optaba; por supuesto conquista el Óscar a Mejor Película (sin duda era la mejor de todas con las que rivalizaba), Mel Gibson se lleva el Óscar a Mejor Director, y consigue también los premios a Mejor Fotografía, Mejor Maquillaje y Mejor Sonido. Debo discrepar profundamente con las oponentes de Braveheart a Mejor Película, increíble que las escogidas fuesen esas, siendo el año de Sospechosos habituales (una de mis películas favoritas), Leaving las Vegas, Los puentes de Madison, o la española y estupenda Tesis, que ni siquiera optó por el Óscar a Mejor Película de habla no inglesa.

repasooscars5

Por supuesto, el Óscar a Mejor Actor fue a parar a manos de Nicholas Cage en Leaving las Vegas, un papel irrepetible, de esos que dejan huella, está brutal; el Óscar a la Mejor Actriz es para Susan Sarandon por Pena de Muerte, a pesar de que competía con la gran Elisabeth Sue en su papel de prostituta en Leaving las Vegas, que desde luego también lo hubiese merecido.

Merecidísimo el Óscar al Mejor Actor de Reparto para el siempre perfecto Kevin Spacey por su papel del Kaiser Soze en Sospechosos Habituales, y Mira Sorvino es la elegida como Mejor Actriz de Reparto por Poderosa Afrodita, derrotando así a una Kate Winslet estupenda en Sentido y Sensibilidad. La Banda Sonora y Mejor Canción Original se la lleva Pocahontas, es muy difícil competir con las bandas sonoras de las películas Disney; a pesar de que la de Braveheart era fantástica ni siquiera estuvo nominada, siendo hoy una de las bandas sonoras más recordadas por los espectadores.

La triunfadora absoluta de 1996 es El paciente Inglés, consiguiendo 9 Óscars de los 12 por los que competía. Desde luego todos bien merecidos, por ser una película con una calidad extrema, y mostrarnos una de las más bellas historias de amor contadas en el cine de un modo sencillamente perfecto; el Óscar a la Mejor Película es para este film, al igual que el de Mejor Director (Anthony Minghella), Mejor Actriz de Reparto Juliette Binoche (exquisita en el film), Mejor Banda Sonora de Drama, Mejor Diseño de Vestuario, Mejor Dirección Artística, Mejor Montaje y Mejor Sonido. Una pena que una película comoSleeper no consiguiese ni siquiera alguna nominación importante (solo fue nominada a la Mejor Banda Sonora de Drama). El Óscar a la Mejor Actriz es para Frances Mcdormand por Fargo, y el Óscar a Mejor Actor es para Geoffrey Rush por Shine, arrebatándoselo al espléndido Ralph Fiennes en El paciente inglés; con el Mejor Actor de Reparto llegó un poco la polémica al ser galardonado Cuba Gooding Jr. por Jerry Maguire, hay quien asegura que no era merecedor del premio, y mucho menos compitiendo con el soberbio Edward Norton en Las dos caras de la verdad; pero los Óscar son así, muchas veces impredecibles.

1997, es el año de un solo título: Titanic, película que consigue alcanzar a Ben Hur en número de Óscars conseguidos, 11 (de los 14 a los que estaba nominada; siete años más tarde se les sumaría El Seños de los Anillos: El retorno del Rey). Titanic deja claro que es un film de récords y que estará para siempre en la lista de las mejores películas de la historia (aunque algunos se empeñen en decir lo contrario).

Titanic conquista los Óscar a Mejor Película, Mejor Director para James Cameron, Mejor Banda Sonora de Drama, Mejor Canción Original para el My heart will go on cantado por Celine Dion, Mejor Fotografía, Mejor Diseño de Vestuario, Mejor Dirección Artística, Mejor Montaje, Mejor Edición de Sonido, Mejor Sonido, y por supuesto, Mejores Efectos Visuales.

El Óscar a Mejor Actriz es para Helent Hunt por Mejor…Imposible, y el Óscar a Mejor Actor es para Jack Nicholson por la misma película, imperdonable que el Óscar a Mejor Actriz no recayera en Kate Winslet, y más imperdonable aún, que Dicaprio ni siquiera estuviese nominado.

Mejor Actriz de reparto para Kim Basinguer en L.A. Confidential, a pesar de que competía con la veterana Gloria Stuart en la propia Titanic; y el premio al Mejor Actor de Reparto cayó en manos del gran Robbin Williams en El Indomable Will Hunting, también el Óscar a Mejor Guión Original fue para el mismo film, subieron a buscarlo dos grandes caras conocidas Matt Damon y Ben Affleck (guionistas de la película).

Ese año competía España por el Óscar a Mejor Película de habla no inglesa, con Secretos del Corazón de Montxo Armendáriz, nos fuimos con las manos vacías, ya que el premio se lo llevó Carácter, un film de los Países Bajos.

En 1998 es Shakespeare in love la película que consigue más estatuillas, siete exactamente, detrás Salvar al Soldado Ryan con 5, y a continuación la italiana La vida es bella con tres.

repasooscars6

Shakespere in love logra llevarse el Óscar a Mejor Película, Mejor Actriz para su protagonista Gwyneth Paltrow, y para Judi Dench por el mismo film es el premio a Mejor Actriz de Reparto, completan su palmarés los premios a Mejor Guión Original, Mejor Banda Sonora de Comedia o Musical, Mejor Diseño de Vestuario y Mejor Dirección Artística.

Shakespeare in love es una película que me fascina, pero no tanto como para quitarle el Óscar a Mejor Película a la inmejorable La vida es bella, un film sencillamente perfecto; una fábula tan triste como bien contada; merecido el Óscar a Mejor Actor que recayó en Roberto Benigni, y nos regaló un gran momento al expresar su sorpresa y felicidad saltando por encima de las butacas del teatro hasta llegar al escenario a recoger su premio, pero si fuese yo, se lo daría a Edward Norton en la enorme American History X, para mí uno de los mejores papeles del séptimo arte, y tan sumamente bien construido por Norton que me parece un crimen que el premio no fuese suyo; como crimen también me parece que este film no obtuviera ni un sólo premio y apenas nominaciones. El premio a Mejor Actor de Reparto es para James Coburn por Aflictio, que para mí se lo arrebata a Ed Harris en la sensacional El Show de Truman, inaceptable también que este film no optara a más galardones; también El hombre de la máscara de hierro se quedó a secas, sin premios y sin nominaciones, siendo una película bastante sobresaliente, al menos para mí. La Mejor Canción Original ese año es When you believe, Banda Sonora de El Príncipe de Egipto, y yo vuelvo a estar en desacuerdo ya que estando nominada I don’t wanna miss a thing de Aerosmith para Armaggeddon, no cabía duda que el galardón debiera haber sido para esta última. La verdad es que el 98 es un año de grandes películas y claro, no todas pueden vencer.

La película que sonó con más fuerza en 1999, fue la impecable American Beauty, se llevó cinco Premios de la Academia, el de Mejor Película fue para ella, que competía con ni más ni menos que la excelente La milla verde, el premio hubiese sido merecidísimo en ambos casos, de todas formas no es justo que La milla verde se fuese a casa con las manos vacías. El Óscar a Mejor Director lo consiguió el por aquel entonces primerizo, Sam Mendes, por supuesto, por la mencionada American Beauty, la Obra Maestra de su carrera; Hillary Swank gana el Óscar a Mejor Actriz por su papel en Boys Don’t Cry donde está impecable; y Kevin Spacey se lleva su Óscar a Mejor Actor por su papel en American Beauty, indiscutible que fuese él quien venciese. Premio a Mejor Actriz de Reparto para Angelina Jolie en Inocencia Interrumpida, y el premio a Mejor Actor de Reparto lo logra Michael Caine por Las normas de la casa de la sidra. American Beauty remata su palmarés con los premios a Mejor Guión Original, y Mejor Fotografía. La Mejor Canción Original ese año será You’ll be in my heart de Phil Collins para la película de Disney,Tarzán. Este también es el año tan recordado aquí en España por el Óscar a Mejor Película de habla no inglesa, que fue para Todo sobre mi madre de Pedro Amodóvar, y que además fue Penélope Cruz la encargada de entregarle la estatuilla a su adorado director y gritar aquello de “¡Pedrooo!!”. La gran pena de ese año, fue la película El club de la Lucha que no tuvo ni una sola candidatura, pena porque es un grandísimo film y las actuaciones son espléndidas, Sleepy Hollow fue otra de las que no obtuvo el éxito esperado, una pena también.

En el año 2000 los premios estarían un poco más repartidos que en otras ocasiones, cinco estatuillas consiguió Gladiator, y cuatro las lograron Traffic y Tigre y Dragón; el premio a Mejor Película recae esta vez en Gladiator que rivalizaba con una potente Chocolat; esta vez el premio a Mejor Director nada tiene que ver con la Mejor Película, ya que el ganador es Steven Soderbergh por Traffic; Julia Roberts por Erin Brockovich consigue el Óscar a Mejor Actriz protagonista, y Russel Crowe logra el de Mejor Actor por Gladiator, destacando a uno de sus rivales, la primera vez que un español tenía el privilegio de ser nominado a un galardón de semejante calibre, Javier Barden por Antes que Anochezca también optaba al ansiado premio. Mejor Actriz Secundaria para Marcia Gay Harden por Pollock y Mejor Actor Secundario para el admirable Benicio del Toro en Traffic; éste es el año también de Amores Perros de Alejandro González Iñárritu, que consigue ser nominada a Mejor Película de habla no inglesa, pero no ganar, y también de Réquiem por un sueño o la argentina Nueve Reinas que ni siquiera consigue optar por una candidatura.

repasooscars7

Los premios del 2001 también están sumamente repartidos, 4 estatuillas consiguen Una Mente Maravillosa y El Señor de los Anillos: La Comunidad del Anillo, pero si sólo una logra triunfar esa es la fascinante Una Mente Maravillosa, ya que se lleva el Óscar a Mejor Película y Mejor Director (Ron Howard); el premio a Mejor Actor cae en manos del siempre genial Denzel Washington por Trainning Day, que logró batir a un rival tremendamente fuerte como fue Sean Penn en Yo soy Sam, que estuvo soberbio. La Mejor Actriz de ese año fue Halle Berry por Monster’s Ball, la primera actriz de color que se lleva este prestigioso galardón, aunque para mí lo hubiesen merecido más Nicole Kidman (por Moulin Rouge) o Reneé Zellwegger (por El diario de Bridget Jones); Mejor Actor de Reparto Jim Broadbent por Iris, Y Mejor Actriz de Reparto la bellísima Jennifer Connelly por Una mente Maravillosa (una pena que de nuevo Kate Winslet se quedase sin estatuilla); los premios de Una Mente Maravillosa rematan con el de Mejor Guión Adaptado. Llama la atención que Amelie estuviese nominada como Mejor Película de habla no inglesa y no se hiciese con el premio, sobre todo por la tremenda fama que obtuvo en todo el mundo, aunque para mí es un film sobrevaloradísimo y los académicos en este caso me dieron la razón. 2001 es el año de Los Otros de Alejandro Amenábar que desde luego podía competir en alguna categoría, y también es el año de la majestuosa Pearl Harbor, que de 4 candidaturas a las que optaba sólo se llevo el premio a Mejor Edición de Sonido.

Leer 2º parte

Comentarios

  1. Adrian Pena

    ‘El cabo del miedo’ de Scorsese si recibió dos nominaciones, Robert de Niro como principal y Juliette Lewis como actriz de reparto.
    ‘El club de la lucha’ también fue nominada por mejores efectos de sonido.
    ‘Requiem por un sueño’ obtuvo una nominación para Ellen Burnstyn.

  2. Lourdes Lueiro

    Tienes toda la razón con respecto a ”el cabo del miedo”, no se en que estaba pensando la verdad…ya me parecía a mi un poco raro…con respecto a ”el club de la lucha” se que estuvo nominada a mejores efectos de sonido, pero yo me refería a algún premio más importante, y ”requiem por un sueño” se también que Ellen Burnstyn estuvo nominada, a lo que me refiero es a que no tuvo demasiado protagonismo en los premios nada más. Un saludo, y perdona por los fallos

  3. Antonio Clemente

    Pedazo de artículo que te has marcado!!! Felicidades. Para mi me pareció un robo el Óscar a Shakespeare in love. Ese año lo merecía Salvar al soldado Ryan.

  4. Lourdes Lueiro

    Muchísimas gracias Antonio, quiero dejar muy claro que mis opiniones son totalmente personales, se que no todos tenemos los mismos gustos, y realmente creo que una buena película es la que guste a cada uno; el año de Shakespeare in love para mi también fue un poco decepcionante, desde luego creo que es una gran película, pero yo el oscar se lo hubiese dado a La vida es bella, salvar al soldado Ryan me encantó también. Pero lo que me parece imperdonable de ese año, es que no estuviese nominada American History X, una de mis peliculas favoritas. Un saludo y un millón de gracias por que te gustase el artículo!!

  5. Adrian Pena

    La verdad que los Oscar no siempren satisfacen a todos, sobre todo a gran parte del publico. El año de ‘El Caballero Oscuro’ no queda duda de que debería haber sido nominada a mejor película y mejor directos, una gran película por mucho que pese a la academia que sea una adaptación de cómic. O que en ‘En tierra hostil’ quedara por delante de ‘Malditos bastardos’, que ‘Chicago’ ganara un año en que las demás nominadas eran mejores (en mi opinión) o como bien habeis dicho el año que ‘Shakespeare in love’ por delante de ‘La vida es bella’ o ‘Salvar al soldado Ryan’ (de lo mejor de Spielberg)

Escribe un comentario