Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Precoces y consagrados Segunda parte

Por Fran Ocaña

Christina Ricci: Su estreno fue en Sirenas junto a Cher y Winona Ryder, pero un año después, con once abriles, formó parte de una estirpe un tanto gótica y surrealista en La familia Addams. Miércoles le abrió las puertas del séptimo arte, muestra de ello son, entre otras, Casper, Sleepy Hollow o Monster. Ahora son 33 los años que tiene.

precoces2_1

Anna Paquin: La pobre “pícara”, que tanto sufría en X-Men por su “don”, el cual para ella era más bien una maldición, inició su carrera a lo grande, con tan solo once años ganó el Oscar a la mejor actriz de reparto por El piano, donde interpretaba a la hija de una pianista muda. Tras el rodaje, su intención era dar por finalizada su carrera como actriz, pero por lo que se ve cambió de opinión. Y nosotros que nos alegramos. 31 años cumplirá antes de agosto.

precoces2_2

Keira Knightley y Scarlett Johansson: Las benjamines del grupo. Todavía no han cumplido los 30 (28 tienen ambas), pero se puede afirmar con rotundidad que las dos tienen una carrera asentada y consagrada en Hollywood. Antes de protagonizar Orgullo y prejuicio, de ser Ginebra en El rey Arturo, de ser futbolista en Quiero ser como Beckham y, por supuesto, antes de formar parte de una de las sagas más exitosas de los últimos tiempos, Piratas del Caribe, Keira defendió a muerte a Padme Amidala en el episodio 1 de Star Wars: La amenaza fantasma, encarnando a la dama de honor de la reina y suplantando su personalidad en diversas situaciones para servir de señuelo mientras su querida reina se encontraba a salvo. Todo esto a sus catorce primaveras.

precoces2_3

En el caso de Scarlett muchos pensarán que El hombre que susurraba a los caballos pudo ser su primera actuación, trece añitos tenía por esos tiempos; pero ni mucho menos, un año antes ya había aparecido en Sólo en casa 3 por ejemplo. Su estreno fue a los nueve años en Un muchacho llamado Norte donde daba vida a una hermanastra pequeña de un Elijah Wood que buscaba familia desesperadamente. Actualmente puede presumir, entre otras muchas cosas, de ser una de las musas de Woody Allen.

Molly Ringwald: Las comedias románticas adolescentes le deben mucho a esta pelirroja que se erigió en la actriz juvenil de los 80 por excelencia. Dieciséis velas con 16 años, valga la redundancia,  El club de los cinco un año después (ambas de John Hughes) y La chica de rosa otro año más tarde lograron que fuese una referencia entre las quinceañeras por aquella época. Hasta la fecha (45 años tiene) ha seguido con su carrera como actriz, pero es cierto que su caché ha quedado un poco en el olvido. Rechazó una oferta para protagonizar Pretty Woman que tal vez hubiese vuelto a dar un impulso a su estrellato.

precoces2_4

Uma Thurman: Esta famosa actriz fetiche de Quentin Tarantino (Pulp fiction, Kill Bill) entra en la lista por los pelos. A punto de cumplir la mayoría de edad protagonizó una de tantas comedias adolescentes de los 80, Johnny Superstar, junto a Anthony Michael Hall, que tenía experiencia en el tema (ya había aparecido en Dieciséis velas, La mujer explosiva y El club de los cinco), y un joven Robert Downey Jr. Anthony interpreta a un jugador de fútbol americano con gran futuro que las universidades se rifan y Uma lógicamente es el amor del protagonista. Ese papel le permitió abrirse paso y el mismo año protagonizó Las aventuras del Barón Munchaussen, de Terry Gilliam, que resultó ser un gran fracaso en taquilla en su momento. Poco después formó parte del reparto en Las amistades peligrosas, con un papel que la crítica acogió con agrado. A raíz de eso su camino hacia el éxito ha sido más sencillo. Dejó huella con su papel de Mia Wallace y de La mamba negra en las arriba mencionadas películas de Tarantino. 43 hermosas primaveras la contemplan en la actualidad.

precoces2_5

Ver Precoces y consagrados Primera parte

Comentarios

  1. Sara Márquez

    No entiendo lo de Anna Paquin pero los demás estupendos todos.

Escribe un comentario