Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Todo es muy hondo

Por Miguel Ávalos

América es un vertedero radioactivo, y en su interior se erige una ciudad. Fuera de las murallas, el desierto. Una tierra maldita. Dentro de las murallas, una ciudad maldita, que se extiende desde Boston hasta Washington D.C.

Un paisaje de asfalto ininterrumpido. 800 millones de personas viviendo entre las ruinas del viejo mundo, y las megaestructuras de un mundo nuevo. Megabloques. Megautopistas. Megacity 1.

Convulsa, axfixiante, derribándose bajo su propio peso. Ciudadanos temerosos de la calle, las armas, las bandas.
Solo hay una cosa que lucha por el orden entre el caos.
Los hombres y mujeres del Departamento de Justicia.

Jurados
Verdugos
JUECES

Con este discurso tan imponente es como empieza esta película venida en 2012 por obra y gracia de Gran Bretaña y basada en el personaje del popular Cómic llamado exactamente así, Dredd, un defensor de la ley habitante de un futuro apocalíptico que opera como Policía, Juez y Verdugo al servicio del Departamento de Justicia perteneciente a la ciudad Megacity 1.

Dredd es el ejemplo número 1 de la nula piedad y compasión que debe tener un Juez de Megacity 1 a la hora de hacer cumplir la ley y ejecutar la sentencia que pese sobre cualquier criminal, desde unos pocos años de prisión en los llamados Isocubos hasta la pena de muerte, pasando por la cadena perpetua.
Otro ejemplo número 1 que Dredd ostenta es el del adiestramiento tan duro y severo que todo Juez y toda Jueza del Departamento de Justicia debe recibir. Su carrera como Juez le ha hecho ganarse una fama bastante más que considerable.

Pete Travis es el Director, Alex Garland el Guionista y el Ilustrador de Cómics Jock el encargado del Concept Art de una película que, después de haberla visionado más de una vez, creo que no ha recibido la consideración merecida. Sin embargo dentro de su género, Acción-Ciencia Ficción, ciertamente lo reune absolutamente todo para convertirse en un producto de entretenimiento con un nivel bastante alto. Almenos eso es lo que yo me inclino a pensar.

Además, al parecer, esta nueva entrega es más cercana a las historietas originales y a los cómics que narran las aventuras de este personaje, con lo cual e ahí otro punto a favor.

dredd2

Ahora bien, reparemos en el hecho de que Dredd se las tuvo que ver con ciertas películas que lograron, cuales más cuales menos, reventar en pedazos la taquilla. Indudablemente esto es algo que le acabó pasando grave factura a este film y ya sabe que el Cine no perdona en ese aspecto. En tu año de estreno “Tanto tienes tanto vales“.

Nada menos que: Los Miserables, Django Desencadenado, El Hobbit: Un Viaje Inesperado, Prometheus, Batman: La Leyenda Renace, The Amazing Spiderman y Los Vengadores.

Como digo, películas supercomerciales que se adueñaron de la taquilla 2012 como quisieron. No es precisamente el mejor aval para que puedan haber plenas garantías de competir a ese mismo nivel.
Y de hecho, Dredd no pudo, todo lo contrario, se forjó con un presupuesto de 45 Millones de Dólares y no pudo llegar a recaudar ni 37 Millones enteros.

Dejando eso a un lado y concentrándonos plenamente en lo que el film nos ofrece, se puede decir tranquilamente que el Cine no lo ha tratado bien, pues hace justicia al género que pertenece de manera redonda. Nos muestra una historia postapocalíptica en la que el desorden, el caos, las bandas, las drogas, el juego, la prostitución, los tiroteos, las torturas y las muertes han plagado las ciudades tan inmensas existentes. Y lo hace como toca, con un guión muy acertado, un ritmo la mar de efectivo, unas escenas de acción muy bien realizadas y medidas, unos diálogos claros y concretos y además un vestuario más que adecuado. Finalmente la faena es rematada de una manera muy notable por unos efectos made in escuela Matrix, una Banda Sonora acorde y por un elenco de Actores y Actrices que consiguen brindarnos unas interpretaciones bastante redondas.

Megacity 1, 800 millones de personas viviendo en una ciudad caoticamente ruinosa. Crímines constantes, bandas por todas partes, maltratos, torturas, drogas, juego y prostitución. Reina el descontrol absoluto. Solo aquellas y aquellos que se conocen como Jueces, luchan por tratar de poner orden. Sin embargo están perdiendo dicha guerra de forma aplastante. Entre los Jueces se encuentra uno cuya reputación es tan respetada como temida, Dredd (Karl Urban), quien da muestras de ello de inmediato. Después de resolver de manera firme una persecución, Dredd recibe la orden de acudir a la central donde le espera su superiora la Juez Chief (Rakie Ayola). Allí conoce a Casandra Anderson (Olivia Thirlby), una aspirante a Jueza con grandes poderes psíquicos a la que debe evaluar en un día de servicio para comprobar si definitivamente posee madera para servir a la ley. Lo que comienza como un día de servicio en el infierno se acaba convirtiendo en pleno infierno por cortesía de la peligrosa criminal Madeleine Madrigal alias Ma-Ma (Lena Headey), jefa de una gran banda que lleva su alias y que opera en el megabloque Peatch Trees. En poco tiempo Dredd debe sopesar que, no solo está en juego la evaluación de Anderson, sino la vida de ella y la suya propia.

Como ya he mencionado antes, dentro de la parcela del entretenimiento, creo que Dredd cumple de muy buena manera con su cometido por absolutamente todo. Además en este caso también ayuda el que la mayor parte de la trama transcurra en el interior de un edificio, sin que el duo protagonista pueda salir.

No obstante me gustaría hacer una nueva mención a su ritmo porque creo que es lo mejor que tiene este film. Más allá de efectos, acción e interpretaciones. Creo que se ha logrado dar en la diana. Las escenas duran el tiempo perfecto, no hay una sola que en ningún momento corra el peligro de desviarse hacia una duración innecesaria y menos aun que aspire a llevar a la impaciencia en plan ¿Pero aun no acaba esto? “Esta escena es un poquito larga” Y hablo tanto de las escenas de acción como de las de diálogo. No hay ninguna que se estire sin necesidad, ni tampoco hay una sola que deje algún punto sin esclarecer. Todo queda en su sitio. El espectador y la espectadora lo agradecerán.

Por supuesto hay que hacer mención al elenco de Actores y Actrices porque creo que realizan un gran trabajo.

A destacar en primer lugar al duo protagonista formado por Karl Urban y Olivia Thirlby quienes nos ofrecen respectivamente a un Juez con exterior de hielo y en consecuencia tajante en su trabajo, y a una aspirante a Jueza que muestra bastante más la cara sensible, pero ni ello le impide ejecutar su labor con plena eficiencia. Otro papel muy lucido se lo lleva Lena Headey, una Actriz que a mi personalmente me gusta mucho y que encarna genialmente a una mujer que hace tiempo que perdió esa condición para convertirse en un monstruo que regenta todo el bloque Peach Trees, a toda una banda y extiende cada vez más sus dominios. Alguien que hace plena justicia a su lema “No jodas a Ma-Ma y su clan” Otras interpretaciones destacadas las tienen tres de los hombres de Ma-Ma: Wood Harris como Kay, Warrick Grier como Caleb el brazo diestro de Ma-Ma y Domhnall Gleeson como el técnico e informático del clan.

Mucho ojito al mensaje subliminal que creo que Dredd contiene, en plan “Como la civilización se descuide, esto puede pasar de película, a futura, dura y pura realidad. Y además un futuro no lejano del todo. Ojos abiertos, boca cerrada y oido al parche“.

CONCLUSIÓN

En el Cine predominan muchas cosas y una de ellas es la suerte. Dredd siempre podrá quejarse con razón de que no la ha tenido, no almenos en su año de estreno, 2012. Se las tuvo que ver con tantas películas que fueron recibidas mucho más cariñosamente que no es de extrañar su escasa recaudación. El pastel fue plenamente devorado por la competencia. Algunas veces depende de cómo se hagan las películas y otras en que están basadas. Quizás aunque Dredd como historieta y cómic tenga su fama, al mismo tiempo carezca de la de otras narraciones.

Porque desde mi punto de vista poco o nada se le puede reprochar a Dredd como film. Guión, Dirección, Ritmo, Acción, Efectos, Banda Sonora, Vestuario e Interpretaciones. En lo que respecta a una película cuyo objetivo es meramente comercial y cuyo propósito el de entretener, el lote está completo.

Quien sabe, quizás lo que Dredd necesite es que siga pasando el tiempo, más gente la visione y pueda de este modo empezar a flotar en muchas mentes la pregunta ¿Por qué no tuvo más éxito en su día? Entretanto, quien guste de esta clase de películas, Blu Ray, disco adentro y al sofá porque Dredd va a mostrar cómo se sobrevive en un mundo postapocalíptico.

“Empieza tu juicio”

Tags

Comentarios

  1. Enrique Fernández Lópiz

    Me ha gustado mucho tu crítica Miguel; aunque no haya visto la peli… haré por verla. En cuanto a la suerte, no sé si en el cine cuenta eso; y lo del renacer de la misma, me parece que este es un mundo efímero, si se te pasa el momento, ya pasas al puro limbo, y ojalá me equivoque: ¡felicitaciones! Un abrazo crack

  2. Miguel Ávalos

    Muchas gracias gran Enrique!

    Yo creo que en el Cine cuentan muchas cosas, pero la suerte forma parte de la vida misma, con lo cual es omnipresente. Dredd no tuvo suerte de contar con un presupuesto a la altura de sus competidoras de 2012, sin embargo creo que con el tiempo se le hará justicia.
    A más de una película como Hackers o Legend les ha pasado eso mismo.
    También existen casos en los que sino causas buena impresión te vas al limbo desterrado como tu bien dices, pero afortunadamente el Cine está lleno de segundas oportunidades.

    Muchas gracias por comentar y un abrazo crack!

Escribe un comentario