Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Straight Outta Compton

Por Alberto Gonzalo

En los últimos óscar se produjo una controversia lamentable, muchas personas se quejaron por la falta de afroamericanos en las principales categorías aludiendo a que siempre se eligen blancos poniendo en entredicho el festival de cine más importante y prestigioso del mundo.

El movimiento con el hashtag Oscars so white había nacido. La Academia contrató al humorista afroamericano Chris Rock para arreglarlo y se dio por hecho que la película documental Straight Outta Compton ganaría premios, al final no sucedió ni uno ni lo otro.

La Academia recientemente ha añadido más personas de color a sus filas y así se ha quedado la cosa. Straight Outta Compton solamente fue nominada como mejor guion original y su banda sonora es mejor que la película y es una pena porque la historia prometía, el inicio y nacimiento del Hip-Hop en las calles de Los Ángeles, en Compton (recomiendo la canción de Kendrick Lamar, King Kunta y su videoclip King Kunta) hasta que se convirtió en algo aceptado, mundialmente conocido y en un género musical propio, el documental Straight outta Compton es uno más y no está del todo bien realizado ni se explica ni se entiende lo que realmente sucedió con el nacimiento del Hip-Hop y sus artistas pioneros.

straight-outta-compton-2

Chris Rock tampoco hizo nada destacable en la gala de los óscar pese a decir la verdad (afirmar que la que más se quejó del tema, la mujer de Will Smith, y la que prometió no ir a la ceremonia en protesta tampoco iba a ser invitada de todas formas debido a su pésimo talento como actriz) fue a preguntar a personas blancas y negras si habían visto Straight Outta Compton como si fuera una película de culto para los afroamericanos (¿Es que a todos los japoneses les gusta el sushi, a todos los españoles las corridas de toros o a todos los cubanos el béisbol?) haciendo que este documental Straight Outta Compton quedara como poco apto si no eras afroamericano, una pena porque los artistas, algunos ya fallecidos, que aparecen en este fallido intento de recordar el nacimiento del Hip-Hop merecen gran reconocimiento.

Un 5 por lo que cuenta y poco más, ojalá venga un director chino y haga un Straight Outta Compton verdaderamente bueno y que dejen de mezclar cine con racismo

Escribe un comentario