Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Somos los Mierder

Por Manuel G. Mata

Sin rodeos, Somos los Miller es una mierda, pero te ríes ya que tiene puntos muy buenos, por lo que cumple con su objetivo único y principal: Entretener y hacer reír.

Somos los Miller, como película, está plagada de fallos. Partiendo de la base de que tiene innumerables fallos de racord, narrativamente es bastante floja. Los acontecimientos suceden de una manera muy poco creíble, parece que siempre sale todo redondo, y la resolución de estos acontecimientos no ayuda para nada, por lo que da la sensación de que todo surge  porque hay una persona detrás que quiere que todo sea así, y esa presencia resta en todo momento veracidad a la cinta, es decir, se nota en todo momento que estamos viendo una película, no una historia.

somoslosmiller2

Por lo demás poco hay que destacar de la obra de Rawson Marshall Thurber. Todos los personajes son planos, apenas se profundiza en ellos. A Jennifer Aniston, le empiezan a pesar los años, Sudeikis interpreta a un personaje zafio, ordinario y lineal, la presencia de Emma Roberts apenas es destacable, y los antagonistas están construidos francamente mal, es imposible crear unos malos tan malos, valga la redundancia. Sólo y exclusivamente se salva de la quema el genial personaje que interpreta Will Poulter, todo el mérito de la cinta se lo lleva Kenny, el chico virgen y lelo que se hace con la cinta en cada escena. Si no es por la existencia de este personaje, me hubiese salido del cine casi seguro, pues todos los momentos divertidos y que hacen que merezca la pena ver la película los protagoniza él.

Narrativamente deja mucho que desear, repito, pero el guión cuenta con momentos buenos, ingeniosos y divertidos, no obstante, abundan los tópicos y los momentos previsibles.

Comentarios

  1. Irene Pardo

    Si te ríes, ¿por qué es una mierda?

    • Lourdes lueiro

      Supongo que se refiere a la calidad de la película en si, yo también me tengo reído con pelis malísimas y no por ello dejan de ser una mierda, ya que en muchas ocasiones te ríes de ellas y no con ellas, o te puedes reír en algunos puntos concretos pero no por ello la película es buenísima, no sé, es mi opinión, yo por ejemplo me reí muchísimo con “fuga de cerebros” (la primera parte), pero mucho mucho, pero también debo reconocer que la calidad de la película era más bien limitadita, por no hablar de la calidad de los actores, exceptuando a Alberto Amarilla que está genial, el resto vaya por dios; así que si, creo que te puedes reir con una película y ser una mierda al mismo tiempo.

    • Irene, tiene puntos buenos, pero puntos efectivos. Es decir, tópicos que hacen gracia pese a que los veas una y otra vez. Es como un mal chiste, te puedes descojonar con un mal chiste y decir luego: ¡Qué malo por Dios! Pues con Somos los Miller pasa igual. Me hace gracia por ejemplo que el protagonista le diga al chavalin Chúpale la polla al agente, ¡Hazlo por ellas!. No deja de ser un gag zafio y soez, pero efectivo. A eso me refiero. ¿Me hace gracia una caída tonta? Sí, pues no deja de ser un recurso efectivo. La peli como tal es un mierdón, pero dentro de las limitaciones tiene momentos divertidos.

Escribe un comentario