Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Sheitan

Por Jon San José Beitia

Producción francesa de terror que ofrece un estrafalario espectáculo que logra incomodar y extrañar al espectador con un relato inquietante, donde unos jóvenes, después de una noche de fiesta, acabarán en la casa de una familia campestre de lo más peculiar.

El punto de partida recuerda a innumerables producciones de terror donde unos jóvenes alocados terminan donde no deben, pero Sheitan, ofrece un relato endiablado que llega a incomodar al espectador, al ser impredecible. Un extraño viaje a lo desconocido.

Los responsables de la película logran dotar a la misma de una atmósfera incómoda y perturbadora, donde nunca se sabe en qué momento puede ocurrir algo siniestro. El director juega con los extraños comportamientos de los componentes de una familia, creando situaciones molestas y llenas de tensión, tanto para el espectador como para los protagonistas del relato.

La película sale beneficiada de la notable aportación realizada por el actor Vicent Casell. Su interpretación es un punto fuerte de la trama, regalando un personaje inquietante para el recuerdo. Su sonrisa y su sola presencia incomodan y ayudan a enrarecer el ambiente. Mención especial merece su peculiar doble papel.

sheitan2

El director juega con la tensión y el suspense de forma acertada, logrando mantener al espectador pendiente de todo lo que se le presenta. Ofrece buenos momentos de terror, plagados de imágenes gore incomodas para el espectador, pero cae en la reiteración de situaciones. En este caso tengo que hablar de las prácticas de cortejo de los personajes masculinos y la reiteración de escenas subiditas de tono que solo sirven para calentar la paciencia del espectador.

 De esta forma, Sheitan, termina por ser un relato irregular de terror, que cuenta con ideas interesantes, pero que no llega a ofrecer un resultado memorable. Lo mejor que podemos hacer es no cuestionarnos demasiadas cosas y dejarnos llevar por una historia verdaderamente incomoda.

Jon San José Beitia

It's only fair to share...Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Share on LinkedIn0Email this to someone

Escribe un comentario