Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Proyecto Lazarus

Por Jon San José Beitia

Atractivo y arriesgado proyecto que promete más de lo que termina por ofrecer, convirtiéndose en un aparatoso rompecabezas mal construido. Cuenta como reclamo para el público con por aquel entonces estrella emergente y hoy día malogrado, Paul Walker, que cumple con su papel protagonista con solvencia.

El esquema de la historia que presenta se muestra confuso y aunque lo que cuenta pueda resultar interesante o despertar cierto suspense, el argumento queda mal presentado y, peor aún, desarrollado.

Juega con la confusión del protagonista para desorientar al espectador. Una vez avanza la trama se van atando las piezas del puzle con facilidad, pero queda patente la ausencia de lógica y coherencia del relato a medida que avanza. Descoloca y genera cierto suspense, en gran medida, por lo mal que esta contada la historia.

Las pistas que van dejando por el camino hacen que el público habitual del género del suspense llegue a presagiar lo que está ocurriendo y no llega a sorprender. Logra generar una atmósfera opresiva e incómoda, que hace sospechar de todo lo que aparentemente es algo normal y cotidiano.

proyectolazarus2

El director, guionistas y gran parte del reparto nos hacen ver que no tienen muy claro lo que están haciendo, ni para qué lo están haciendo. No logra captar la atención del espectador, ni enganchar a la hora de encontrar solución a lo que se presenta. Deja la sensación de que en otras manos podría haberse conseguido un producto más notable con el mismo material.

No se puede jugar a ser David Lynch, intentando crear un puzle incomprensible que capte la atención e interés del espectador; cualquiera no puede conseguir esto último.

Se pasea por lo místico, celestial y lo extraño. Da vueltas a la misma idea, que acaba por desorientarse, introduciéndose en un laberinto de ideas mal construidas que encuentran solución en un desenlace soso y previsible, carente de atrevimiento.

En resumidas cuentas, Proyecto Lazarus no deja de ser un trabajo confuso e incoherente, plagado de ciertas ideas interesantes mal plasmadas.

Jon San José Beitia

It's only fair to share...Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Share on LinkedIn0Email this to someone

Escribe un comentario