Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Drácula. He cruzado océanos de tiempo para encontrarte

Por Miguel Ávalos

A quien no le gustaría que le dedicasen esta frase? ¿Quieres saber si eres de piedra o no? Que alguien colada/colado por ti te la diga con toda su pasión. En el caso de que no sientas ni un atisbo de lo que dicha persona experimenta a la hora de pronunciar tan cósmica frase, no pierdas más el tiempo, definitivamente formas parte de la raza del comepiedras, que se da cita en La Historia Interminable. Y es que hasta el ser humano más cuadriculado derramaría una lágrima fruto de recibir tan preciosa expresión.

Quizás en este caso me podáis objetar el hecho de que no debe ser del todo agradable recibirla de un ser de mente perturbada, sin vida para los humanos y que porta unas ansias de venganza procedentes de cuatro siglos atrás. Sin embargo el hecho es que, ni siquiera ello empaña una frase que todo ser humano con bondad merecería oir y recibir. Una frase registrada en un producto audiovisual destinado a lo que precisamente se ha convertido, en una oda atemporal.

Año 1462 los turcos poseen un ejército vasto y superior con el que amenazan Europa Oriental y a toda la cristiandad. Procedente de Transilvania, de la legendaria y sagrada Orden del Dragón, surge un caballero rumano con una destreza sin igual en batalla conocido como Drácula. Prometido con Elisabeta, la mujer más bella de aquellos tiempos y a la que amaba por encima de cualquier cosa, parte a una batalla que puede significar su fin, sin embargo sale victorioso. Con lo que no contaba era con el engaño humano. Los turcos, con enormes ansias de venganza, lanzan una flecha al castillo de donde Drácula había partido con un mensaje anunciando falsamente la muerte del noble caballero. Elisabeta, creyéndolo muerto, se suicida arrojándose al río. La espeluznante escena que tiene lugar en el interior del castillo quedará clavada como una espina en Transilvania. Drácula se derrama en mil llantos al ver el cadáver de su amada y posteriormente monta en cólera debido a que el sacerdote le dice que su alma no tiene salvación al haberse suicidado, renunciando a Dios y jurando usar los poderes de las tinieblas para resucitar de su propia muerte y vengar la de Elisabeta. Un hombre noble ha muerto. En su lugar ha nacido un ser sediento de venganza y sangre. Ha nacido Drácula, el rey de los vampiros y heraldo de la noche.

En el año 1992 el director y productor Francis Ford Coppola, los productores Fred Fuchs y Charles Mulvehill, el guionista James V. Hart, el compositor Wojciech Kilar, junto con todo el equipo técnico y artístico que se dió cita, inscribieron sus nombres en las páginas de oro del Séptimo Arte al crear una película que solo se puede describir como “Maravillosa de principio a fin” Una película que te coge desde el primer segundo para no soltarte nunca más, dado que su conmovedora, impactante, aterradora, paralizante, inquietante y mágica historia, es de las que dejan verdadera marca. Pues la deja en el corazón.

Para muchas personas que vimos este film por primera vez, de alguna manera hubo un antes y un después. Cada vez que la vuelves a ver, dicho primer momento regresa a ti para disfrutarla de igual manera. Personalmente la vi hace poco, después de aproximadamente 1 año sin ponerla en mi Blu Ray. No os miento cuando os digo que me quede tan pasmado como la primera vez. Pasmado por ese prólogo que te eriza el pelo, por esas escenas del interior del castillo que Harker vive en su piel, por ese relato del cuaderno de bitácora del Démeter, las escenas de la mansión de Lucy, la secuencia de la cripta, la persecución final…en fin por todo. Que decir de esas escenas entre Drácula y Mina, desde la primera a la última. Sencillamente maestro.

Y es que Drácula de Bram Stoker, basada en la mítica y homónima novela del escritor, es precisamente eso, maestra. Cada frase del film es simplemente soberbia, cada personaje irradia un carisma chocante, cada escena, cada toma, cada plano, cada fotografía, cada efecto, cada tono musical, cada expresión facial, cada vestuario, cada maquillaje. Podría perder la noción del tiempo hablando de ello y sería lo normal. Es lo que sucede cuando una película deja su huella impresa en uno.

A propósito del vestuario, que el nombre de Eiko Ishioka quede bien presente. Bravo, chapó.

¿En cuanto al reparto? Empezaré diciendo que muchas de las personas que se dieron cita en esta obra maestra, realizaron las mejores interpretaciones de sus carreras.

dracula2

Comenzando por Gary Oldman, todo un fenómeno que nos ha deleitado con otros papelazos. Véase El quinto elemento, la saga Harry Potter o la trilogía de Batman de Christopher Nolan. Sin embargo su Drácula esta más allá, es su firma, es su rol. Hizo a Drácula suyo en una interpretación tan memorable como perfecta. Malévolo, siniestro, inquietante, repulsivo, fiero y enamorado. 11 sobre 10.

Keanu Reeves esta en el mismo caso y de algún modo con mucho mayor motivo. Conste que adoro Matrix, conste que al final Constantine se gano mi afecto, pero es un actor a quien considero limitado y tiene en Jonathan Harker su papel más carismático sin lugar a dudas. Bill Campbell se encuentra en el mismo caso con su Quincey P. Morrys, todo un engreido el amiguete. Richard E. Grant tiene más papeles significativos tanto en Cine como en Televisión, sin embargo con su magnífica y cómica interpretación del Doctor Jack Seward se ganó el reconocimiento internacional. Sadie Frost tiene en su Lucy el papel más conocido en su carrera como actriz de imagen. Cary Elwes es de los dos únicos que se libra, un gran actor que ha hecho personajes muy diferentes y que ha tenido gran reconocimiento en películas como El libro de la selva, El coleccionista de amantes o Saw. No obstante siempre se dirá que en Drácula tiene en su honorable Lord Arthur Holmwood, su papel más elegante y de algún modo el más cercano al que lo catapulto, Westley en La princesa prometida. Quien se libra de lo primero que he señalado, es el maestro Anthony Hopkins, aunque desde luego su Abraham Van Helsing es histórico. Destacar también que aquí vimos como una de las tres vampiresas de Drácula, a Mónica Belucci, una actriz de gran fama en la actualidad. Otro actor con su trabajo más memorable en esta faceta es Tom Waits como R.M Renfield.

Ahora que, para papeles que hayan marcado una carrera, este es el mejor ejemplo, Winona Ryder. Su Mina es sencillamente celestial. Te enamoras de ella, así de sencillo. Si quieres otra forma de saber si eres de piedra o no, ponte la película y mira todas sus escenas, pero sobretodo mírala cuando está cenando con Drácula llevando ese precioso vestido rojo y hasta aquí llego porque sino añado 1000 párrafos más. Madre mía.

Bravo por absolutamente todo este reparto que dota a sus personajes de una vida y un carisma sin igual. No digamos nada sobre la química entre ellos empezando, cómo no, por Gary Oldman y Winona Ryder.

CONCLUSIÓN

Drácula de Bram Stoker, una película cuya conclusión merecería extenderse hasta el infinito y más allá, tal como se dice en Toy Story. Sin embargo lo resumiré de esta manera. El Séptimo Arte es un universo en el que hay incontables planetas y si en alguna zona de este increible universo existe un mundo llamado Cielo o Paraiso, Drácula de Bram Stoker habita allí, habiéndose ganado un sitio privilegiado.

Comentarios

  1. Leí este post sin haber visto la película y me produjo tanta curiosidad que de decidí verla. Y si, es increíble. Le doy five star, al igual que a esta publicación, que aparte de ser una fiel y elocuente crítica, me ha hecho descubrir una gran película que no habría visto JAMÁS de no haber leído esto. Gracias.

  2. Miguel Ávalos

    Muchas gracias por tu comentario y me alegra que mi artículo haya podido contribuir para que veas la película!!
    La verdad es que es una obra maestra de film, cada vez que lo veo lo vivo como la primera vez!!

    Muchas gracias de nuevo y un cordial saludo para ti!!

  3. Pablo

    La verdad excelente libro y excelente adaptación la de copola igual la legendaria “nosferatu” se adapta más a la historia original de bram stoker. En fin excelente post saludos

  4. Miguel Ávalos

    Muchas gracias por tu comentario Pablo!
    Así es, un libro fenomenal, una adaptación de esas que siempre disfrutas y un reparto increíble.
    Esta película logró marcar época y prevalece para siempre.
    Un cordial saludo para ti!

Escribe un comentario