Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Asalto al furgón blindado

por Jon San José Beitia

Pobre e irregular producción con claro aspecto televisivo que nos presenta la historia, basada en hechos reales, de dos amigos que dieron el golpe de sus vidas con lo que se recuerda como el robo más importante de la historia de Estados Unidos a un furgón blindado.

La película, basada en hechos reales, intenta recoger los hechos que rodearon al famoso robo, pero deja mucho que desear en muchos aspectos, como el desarrollo de personajes y la propia historia, junto con las interpretaciones que son muy limitadas.

El director intenta presentar los hechos de una forma cronológica, pero todo se antoja excesivamente confuso y forzado, a parte que también resulta previsible, mención especial merece el comportamiento estúpido y descerebrado del amigo del protagonista. Resulta incomprensible que el protagonista pueda confiar en su amigo, por llamarlo de alguna manera. Se le ve venir de lejos, lo cual deja de manifiesto el sencillo perfil de personajes que han creado los responsables de la película.

asaltoalfurgonblindado2

La película cae en la reiteración de ideas y situaciones, posiblemente logra captar la atención del espectador por la curiosidad de cómo pudieron cometer el gran asalto al que hace mención el título de la película y cómo termina todo el embrollo en el que se metieron los protagonistas. De hecho, embrollo, es la mejor manera de definir el asalto y gran parte de la película.

El comportamiento de algunos personajes queda lejos de todo sentido común y lógica, el relato se sigue con total incredulidad y perplejidad, todo se antoja forzado y ridículo. Por la película se puede ver paseando musculitos a Dwayne “The Rock” Jonson, que da la sensación que ha sido utilizado por los productores como reclamo publicitario, puesto que, únicamente, se dedica a sonreír y mostrar su inmaculada dentadura. Los responsables de la película en ningún momento logran crear veracidad a lo que están presentando y eso que se trata de un relato basado en una historia real, así que su labor queda en evidencia y lo único que puedo recomendar es que no hagan cosas como ésta. Me gustaría decir que el final es lo mejor de la película, pero ni siquiera eso, puesto que deja muchas preguntas sin respuesta y resulta precipitado con la tradicional explicación de todo lo ocurrido antes de la entrada de los deseados y ansiados créditos finales.

La única recomendación que puedo hacer a todos aquellos que hayan dedicado tiempo a leer esta crítica, es que no dediquen ni dos segundos a ver la película, totalmente desechable. Un asalto al tiempo del que disponemos, una autentica pérdida de tiempo.

Jon San José Beitia

Escribe un comentario