Image Image Image Image Image Image Image Image Image

21 Gramos, un complicado puzzle en el que todo encaja

Por Lourdes Lueiro

Que duda cabe de que Alejandro González Iñárritu es el maestro de las historias cruzadas, con sólo 5 títulos a sus espaldas (más una colaboración con otros 10 directores), el mexicano se ha ganado de sobra el respeto del público y profesionales, desde luego, no podría hacerlo sin la indiscutible ayuda de su amigo y guionista Guillermo Arriaga, juntos cocinaron “la trilogía de la muerte”, tres filmes que lo elevan a ser hoy en día uno de los grandes: Amores perros, 21 gramos y Babel son esas tres maravillas que lo catapultaron a lo que es hoy. En esta crítica, hablaré de la que es, para mí, la mejor de sus obras, 21 gramos.

21 gramos no es una película fácil, sino más bien todo lo contrario, complicada y enrevesada como pocas, difícil de ver y sobre todo de entender, necesita de toda la atención y de todos los sentidos bien puestos, sin perder un detalle. Aun así absorbe al espectador, no pierde nunca ni un ápice de intriga, y necesitas en todo momento más y más; es un film contado de un modo muy original y un poco rocambolesco en el que tres historias -con distintos flashbacks y flash-forwards- se entremezclan continuamente, dejando paso a una sola historia, la que nos encontramos al terminar de montar el puzle, en un final sencillamente magnífico. Siendo sincera no se me ocurre una película más intensa y dramática, llena de tristeza pero cargada de esa esperanza que no nos debe faltar jamás.

21gramos2

Por supuesto que Iñárritu y Arriaga no son los únicos culpables de que esta cinta sea una maravilla de principio a fin, y es que tres de las estrellas más brillantes del Hollywood actual hacen de ella una joya y una de mis (indiscutiblemente) películas favoritas. El trío compuesto por Naomi Watts, Sean Penn y Benicio Del Toro hace que salten chispas, sus interpretaciones son soberbias, inmejorables, de esas que dejan huella y, sobre todo, que llegas a creerlas; nunca he visto a Del Toro y a Watts tan sublimes como en esta cinta (Penn está perfecto siempre, todas sus actuaciones son de Oscar, y en esta no iba ser menos).

La trama gira en torno a las nefastas casualidades que nos puede traer la vida, y a un fatal accidente automovilístico que lo cambia todo, y que une las vidas de tres extraños (que aparentemente no tienen nada en común) para siempre. 21 gramos es la historia de una mujer -Watts- destruida por el triste suceso que acaba con la vida de su marido y sus dos hijas; un hombre -Penn- enfermo terminal de corazón, que espera desesperado un trasplante urgente, que llega a su debido tiempo y con inesperadas consecuencias, y un ex-convicto -Del Toro- fanático del cristianismo que encuentra en Dios las respuestas a sus malos hábitos, hasta que un desgraciado accidente se cruza en su camino. Los tres tendrán que afrontar los trágicos hechos que le han tocado vivir, como puedan, aunque ello no traiga más que sufrimiento, venganza y dolor. 21 gramos es una película cargada de oscuridad, de desdicha, de fatalismo, llena de adversidades, incluso siniestra y lúgubre, sin un ápice de alegría, pero que aun así, nos muestra a todos que siempre, siempre habrá una luz al final del túnel, quedémonos con eso.

La crítica fue justa con 21 gramos, siempre considerada como una de las mejores películas de los últimos años, como lo que es, vamos, sin embargo, la Academia de Hollywood la trató de pena, sólo estuvo nominada a dos Oscar, Mejor Actriz (Naomi Watts) y Mejor Actor de Reparto (Benicio del Toro), aunque no ganó ninguno de ellos. La Mejor Protagonista femenina ese año fue Charlize Theron en Monster que aun estando estupenda no fue superior a Naomi, y el Mejor Actor Secundario fue Tim Robbins por Mystic River, indiscutible, y es que compararse con Robbins en ese caso era perder seguro. Penn también se llevó su merecidísimo Oscar a Mejor Actor, sí, pero por la ya mencionada Mystic River (por 21 gramos no estuvo ni nominado, supongo que porque sería raro estar nominado dos veces en la misma categoría, aunque desde luego sería justo). Y es que el año 2003 fue para Eastwood (otro de tantos, y deseo que haya muchos más), él se llevó casi todo lo bueno gracias a “su historia más grande jamás contada”, Mystic River, y no era para menos, ya que si la perfección existe, esa es la película de Eastwood (pero eso ya lo comenté en su propia crítica). De todas formas fue una injusticia que 21 gramos no compitiese como Mejor Película, ni González Iñárritu como Mejor Director, desde luego, un sacrilegio.

A los que aún no disfrutasteis de ella, os envidio, como me gustaría volver a encajar esas piezas hasta llegar al final, como me gustaría volver a emocionarme por primera vez con las desgarradoras interpretaciones del trío de ases, pero “primera vez” sólo hay una, y la mía en este caso ya pasó, eso sí, la disfruté como una niña cuando Los Reyes Magos le traen sus regalos (o más aún), un gustazo ver películas así, de esas que permanecerán imborrables en mi mente y que, por mucho que vengan otras,  permanecerá inamovible en un rincón de mí.

Para terminar hablaros del título del film, 21 gramos, todo tiene una explicación, y en este caso se dice que al morir perdemos 21 gramos, pertenecientes al peso del alma; ahí queda eso.

It's only fair to share...Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Share on LinkedIn0Email this to someone

Comentarios

  1. Miguel Ávalos

    Película dura, triste, cruel y hasta en algún caso macabra. Sin embargo a la par, tierna, tierna por el encuentro entre Sean Penn y Naomi Watts, tierna por ese Benicio del Toro que quiere a su familia aunque este empeñado con dios. Una película que detrás de todo lo desolador de sus sucesos, esconde, como muy bien has escrito, esa luz que se vislumbra al final y es que la vida, aunque te traiga disgustos, también te trae hermosuras. Enhorabuena a todas y cada una de las personas que hicieron posible esta película y enhorabuena a ti también Lourdes por tu excelente crítica. Un abrazo.

    • Lourdes lueiro

      Muchísimas gracias Miguel!! Me alegro que te haya gustado mi crítica y que además compartas conmigo la misma opinión sobre esta maravillosa película! Un abrazo y gracias de nuevo!!

  2. A mi siempre me ha gustado mucho esa idea tan original de explotar la noción de que al perecer perdemos 21 gramos y que se supone que es el peso del alma, la película está bien pero considero superior la de Amores Perros, las historias me parecen más fascinantes. El tándem Arriaga/Iñárrítu es genial y se notó la ausencia del guionista en Biutiful. Hay una película con guión de Guillermo Arriaga que creo dirigió Tomy Lee Jones y en la que el escritor vuelve a sorprender, se llama Los 3 Entierros de Melquiades Álvarez, es interesante. 21 Gramos está muy bien, muy superior en mi opinión al a de Babel. Gran artículo

    • Lourdes Lueiro

      Muchas gracias por tu comentario!!

Escribe un comentario